POP3 vs IMAP

Ambos, POP (Post Office Protocol) e IMAP (Internet Message Access Protocol), sirven para que las personas puedan acceder a sus emails que se encuentran en un servidor; pero es ahí donde las similitudes terminan.

POP solamente descarga los emails desde el servidor al dispositivo seleccionado, y usualmente (pero no siempre), elimina los correos del servidor. El problema es cuando se tiene más de un dispositivo (celular, tablet, computador, etc.) para leer/enviar emails. Por ejemplo, al enviar un correo desde el celular, ese correo enviado va a estar solamente en el celular, de modo que si se quiere ver en el computador, hay que empezar a hacer complicados traspasos. Otro ejemplo, es que si se quiere guardar un email en alguna carpeta personalizada, hay que hacerlo en todos los dispositivos de forma manual, y en algunos casos, no se puede, ya que al ser leído, ya no se encuentra en el servidor. Con POP cada vez que se configura la cuenta en un dispositivo nuevo, van a aparecer muchos correos “no leídos”, siendo que éstos pueden haber sido leídos hace años. Además, al almacenarse los correos en un dispositivo, en caso de que éste tenga una falla o se extravíe, los correos se van a perder.

IMAP permite a los usuarios almacenar los correos en el servidor. Este protocolo de doble vía también permite al usuario sincronizar sus correos en múltiples dispositivos, lo que es extremadamente útil hoy en día, en donde cada persona tiene por lo menos 2 dispositivos con los que lee y/o envía emails; su computador y celular. Además, los correos están siempre en el servidor, por lo que ante cualquier problema que haya con los dispositivos, siempre se va a poder acceder a la información, ya sea con otro dispositivo o vía webmail.



Si está usando POP3 y quiere cambiarse a IMAP, puede perder todos sus correos!
Por favor lea más detalles haciendo click ACÁ.